Saltar al contenido
Belleza y Salud Natural

COMO HACER JABON LIQUIDO CASERO ¡limpieza natural que funciona!

5 junio, 2017
como hacer jabon liquido

Si eres un fanático de la limpieza natural, esta receta es para tí. ¿Sabes que puedes hacer preparar tú mismo un limpiador para lavar tus manos o tu rostro, sin conservantes ni colorantes, y sin ningún tipo de olor artificial. Con esta sencilla receta aprenderemos como hacer jabon liquido casero, de PH neutro y color miel.

Cómo hacer jabón liquido casero

Este será un jabón líquido natural a base de aceite de oliva virgen, sin conservantes, ni olores artificiales añadidos. Se puede utilizar así mismo, o también como base para otros jabones caseros a los que podemos añadir aceites esenciales a nuestro gusto, como el de lavanda, mandarina, limón, árbol de té.

Para incrementar sus propiedades y su poder de hidratación, también se le puede agregar una parte de aceites medicinales o nutritivos, como por ejemplo el aceite de calendula, una pequeña flor naranja que puedes cultivar en tu jardín y tiene propiedades cicatrizantes, antiarrugas y antiestrías. Al final de la receta, te daremos más ideas para enriquecer este jabón.

Ingredientes

  • 1 litro de agua
  • 120 cm cúbicos de aceite de oliva
  • 25 gramos de sosa caústica en escamas
  • 1 pizca de sal

Además necesitaremos estos utensilios:

  • unas varillas metálicas o batidora eléctrica
  • recipientes de vidrio o de plástico para hacer las mezclas, y una botella dispensadora para guardar tu jabón hecho
  • una cuchara de silicona, madera o plástico para remover

Siempre que manipulemos sosa caústica, nos debemos proteger bien los ojos con gafas de plástico y las manos, con guantes de látex. Ten cuidado al mezclar estos ingredientes, porque una vez mezclados son corrosivos si tocan tu piel desnuda.

jabon liquido natural

Aprende a hacer jabón líquido casero, instrucciones

Gracias a la sosa, podremos saponificar la grasa vegetal del aceite de oliva:

  • Ten el agua preparada en un recipiente de vidrio y con cuidado añade la sosa en escamas. Esta unión produce una reacción exotérmica, lo que quiere decir que al mezclarse la sosa y el agua desprenden calor. Revuelve poco a poco con un utensilio de plástico o de madera hasta que el agua se ponga clara.

Vierte siempre la sosa caústica en el agua, y no al revés, porque se podrían producir vapores tóxicos. Haz esta mezcla siempre en una habitación bien ventilada, con la ventana abierta o un extractor de humos encendido.

  • Ahora en un recipiente grande añadimos el aceite de oliva y poco a poco agregamos el agua y la sosa que habíamos mezclado, mientras removemos sin parar.
  • Batimos con las varillas metálicas lentamente durante un rato. Si quieres que el proceso sea más rápido, puedes batir con una batidora eléctrica. Comprobaremos que el líquido comienza a volverse viscoso, pero contiene grumos al principio, así que seguimos batiendo y batiendo hasta que la mezcla esté perfectamente integrada. Ahora añade la pizca de sal y bate un poco más.

Truco: Otra opción es hacer esta mezcla de aceite y el preparado de sosa directamente en una botella de vidrio. En lugar de batir, simplemente cerramos la botella con el tapón y agitamos enérgicamente durante un rato hasta que la mezcla esté homogénea.

  • Finalmente necesitamos terminar este proceso con la curación del jabón líquido. Esto significa que para que terminen de reaccionar y asentarse todos los componenetes, lo dejaremos reposar durante 2 semanas más con el tapón destapado. Durante este tiempo (cierra el tapón) y debes agitar la botella dos veces al día, para ayudar a que todo el jabón quede perfectamente integrado y curado.
  • Una vez transcurridas las dos semanas, tendrás listo un estupendo jabón líquido natural de aceite de oliva. Ahora si lo deseas, puedes añadir 5 ó 10 gotas de un aceite esencial de tu elección (lavanda, árbol de té, etc) , para dar un olor especial a tu jabón.

Este es un jabón casero, y tal vez la primera vez que lo hagas no quedará exactamente de la textura ideal para ti. No te preocupes, es normal. Puedes ajustar un poco la fórmula la próxima vez, agregando algo más de agua si prefieres un jabón más líquido y ligero.

jabon liquido natural

Como hacer jabones diferentes

Ya tienes la base para preparar tus propios jabones líquidos caseros. Esta receta tan sencilla te proporcionará un líquido amarillo, cremoso y prácticamente sin olor. Como ves, no hemos añadido colorantes artificiales, conservantes o aditivos, para mantener su pureza y obtener un producto natural y artesano, de calidad.

Lo que sí podemos hacer a partir de este jabón, es añadir algunos aceites naturales para darle un toque especial, o para fomentar sus cualidades hidratantes y reparadoras de la piel. Estas son otras recetas de jabones naturales que puedes probar:

  • Jabón de glicerina: si no quieres utilizar sosa caústica, puedes aprender a hacer jabón de glicerina (sin sosa).
  • Jabón de caléndula: este jabón lleva flor de caléndula y miel, y sus propiedades son hidratante, antiarrugas, antiestrías, y también calmante de la piel. Es un jabón ideal para gente con piel sensible o seca. Mira como hacer paso a paso tu propio jabón de calendula.